Ir al contenido principal

VIVIR SIN HUMOS



Hoy quiero hablar de una de las leyes más polémicas de cuantas aprobó el Gobierno de Zapatero en este país cuando todavía contaba con el beneplácito de la mayoría de los españoles. La sana prohibición de fumar en los locales públicos. Antes muchos de los que nos gusta disfrutar e estos lugares de ocio, teníamos que aguantar lo malos aires siempre que íbamos. Era imposible tomarse un café en una cafetería y leer el periódico por la mañana, sin estar apestando a tabaco. –Recuerdo las muchas veces que llegaba a casa oliendo a tabaco.- No era una sensación agradable, pero además, aquellas personas que sufrimos problemas de alergia, lo pasábamos realmente mal, por ello, para mucha gente esta ley fue como un maná caído del cielo. La pena es que se hiciese mal en un principio. Esto fue debido a que la ley daba la libertad de si el local era pequeño, que los dueños decidiesen y especificasen si era para fumadores o no, y en caso de que fuese más grande, no voy a hablar de metros cuadrados, debía contar de una zona para fumadores y otra para los que no lo eran. Esto supuso que la mayor parte de los locales, escogían ser para fumadores, pues sostenían que la mayor parte de los clientes de los bares, eran de perfil fumador. Y que si se prohibía el consumo de tabaco en sus locales, perderían muchos clientes e incluso se podrían ver obligados a cerrar. Luego se comprobó que no era así, que la gente sigue acudiendo a los bares aunque no se pueda fumar, y no solamente eso, sino que se ha conseguido que mucha gente fumadora lo dejase, adquiriendo una forma de vida más saludable. Lo que sí hizo mal el Gobierno de Zapatero, fue dar la opción de elegir, haciendo que mucha gente se desembolsase grandes sumas de dinero en adaptar separar zonas de fumadores y no fumadores, para luego corregirla, prohibiendo fumar en tolo local público. Eso no se hace, las leyes hay que planearlas bien antes de sacarlas. Pues de esa manera muchos españoles se habrían ahorrado un dinero que ahora, en tiempos de crisis económica, les iba a venir muy bien para vivir dignamente… ¡Fumar es malo y prohibirlo, no perjudica a la hostelería, pues al “bar” se va a más cosas que a tirar del cigarrillo!, Ahora todos podemos ver los partidos de fútbol sin sufrir intoxicaciones, ser fumadores pasivos y desarrollar enfermedades que de la manera actual, podemos evitar.

J. Sergio González

Entradas populares de este blog

LOS DIOSES AÑEJOS DE AYER

Se me han despintado los tonos de la firmeza entre ideales oxidados por el paso del tiempo, fui conquistado por una patria sin medianera, que enamoró mi alma deseosa de sentimiento.
Perdí entre las moradas de escombros rancios, los hilos que ataban mi esperanza a lo eterno, extravié mi fervor por los dioses añejos de ayer que de sumisión emperifollaron a mis ancestros.
Puse rumbo por los océanos de la incertidumbre, apremiando esa estela que nos heredan los sabios, descifré entre líneas la veracidad de sus parábolas, trocando toda mi ignorancia en un saber caudaloso.
Seguí los vientos que navegaban hacia el frío blanco, para ver si entre las profundidades de su rocoso hielo, hallaba un núcleo candente que alimentase la razón,
y dejándome cautivar por su maná, matase mi llanto.
José Sergio González Rodríguez.

DECREPITUD

La decrepitud viste de coraza
y cabalga hacia mi cada día
ansiando clavarme su lanza
hasta ahogarme en mi víspera.

La vida recela de mi dicha, mientras velo por mi amada, nuestra unión fue bendecida, sin llevar una carga pesada.
Yo la increpo adornando mi ira, mi mano la niega en bocanada, ¡Es que no acepta ser derrotada! Pues ese el final de toda victoria.
Por seguro en esta vida le sugiero no dar nada.

SE LLAMA VULVA

El idioma castellano es algo muy hermoso, como también lo es la anatomía humana en su conjunto. Ya he comentado en esta sección, durante un articulo que escribí en defensa del nudismo, que la maldad se encuentra en la mirada ajena. Todo el cuerpo, de pies a cabeza merece el máximo respeto y en ningún caso me parece motivo de vergüenza. Respecto al idioma, creo que todos y sobre todo el nuestro se encuentra plagado de palabras hermosas, muchas de las cuales se han dedicado al nombramiento de cada una de las partes del cuerpo; riñón, hígado, ojo... bueno creo que la lista es demasiado larga como para exponerla aquí. El problema es que cuando nos referimos a los órganos sexuales, nos encontramos con un montón de sinónimos absurdos y mal sonantes, con los que nos referimos a ellos, de manera constante; en lugar de Pene (Polla, Falo), en lugar de Testículos ( Huevos, Cojones...), todo esto en lo que al hombre se refiere, porque, cuando hablamos del sexo de la mujer, tampoco nos quedamos at…