Ir al contenido principal

PONTE-NADAL

Puerta de Integración

 
Otro año más ha llegado la Navidad, la fiesta consumista por excelencia. Este tiempo en el que nos reunimos en familia, nos ponemos sebosos a base de dulces y demás excesos y nos hinchamos a intercambiar regalos entre familiares y amigos, también soñamos con ganar el Gordo de Navidad, menos lo que nos jode Hacienda, y demás parafernalias. Yo personalmente, hace años que odio las navidades, me parecen patéticas, cargadas de apariencias y vacías de fundamento. Unas fechas en las que los cristianos tenemos la costumbre de celebrar el Nacimiento del Señor, cuando, según los historiadores, este hecho, ni siquiera se produjo en invierno, si es que se produjo.


Pero desde el punto de vista comercial, resulta todo un chollo para el mundo de los negocios. Las calles se llenan de luces y Santa Claus, -otra conquista de la cultura americana sobre el mundo- y las ciudades de medio mundo se llenan de fiesta.


Para la asociación Amencer-Aspace, estas fechas también son muy importantes, pues acudimos  a la feria de artesanía Ponte-Nadal, donde vedemos los productos que durante todo el año, hemos elaborado en los diferentes centros de día. Unos productos elaborados por todos los miembros de los talleres, y que abarcan áreas tan diversas como la cerámica, el trabajo con abalorios, cuero, etc. Un trabajo en cadena realizado con mucho esfuerzo  y mimo entre usuarios y trabajadores a lo largo de todo el año. Desde este punto de vista, la feria de Ponte-Nadal, situada en la Plaza del Teucro de Pontevedra, entre el 18 de diciembre y el 5 de enero, supone el colofón final a un año de duro trabajo


Y por eso mismo, queremos invitar a todas las personas que recorran Pontevedra en estas fechas, a que se acerquen a hacernos una visita a nuestro puesto y compartir un poco de su tiempo con nosotros.  Que comprueben por sí mismos, lo que podemos llegar a hacer a base de esfuerzo y perseverancia, demostrando una vez más a la sociedad y “de paso a nosotros mismos” que las mayores trabas nos las autoimponemos con nuestra imaginación. En nuestra asociación, la palabra “imposible”, no figura en nuestro diccionario y esta feria, nos parece una fecha muy buena para demostrárselo a la sociedad a través de nuestros productos, los cuales consideramos de una excelente calidad y capaces de competir en el mercado con total normalidad.

Si alguien desea comprobar la veracidad de estos párrafos, solamente tiene que hacernos una visita, serán recibidos con los brazos abiertos.

 

Entradas populares de este blog

LOS DIOSES AÑEJOS DE AYER

Se me han despintado los tonos de la firmeza entre ideales oxidados por el paso del tiempo, fui conquistado por una patria sin medianera, que enamoró mi alma deseosa de sentimiento.
Perdí entre las moradas de escombros rancios, los hilos que ataban mi esperanza a lo eterno, extravié mi fervor por los dioses añejos de ayer que de sumisión emperifollaron a mis ancestros.
Puse rumbo por los océanos de la incertidumbre, apremiando esa estela que nos heredan los sabios, descifré entre líneas la veracidad de sus parábolas, trocando toda mi ignorancia en un saber caudaloso.
Seguí los vientos que navegaban hacia el frío blanco, para ver si entre las profundidades de su rocoso hielo, hallaba un núcleo candente que alimentase la razón,
y dejándome cautivar por su maná, matase mi llanto.
José Sergio González Rodríguez.

DECREPITUD

La decrepitud viste de coraza
y cabalga hacia mi cada día
ansiando clavarme su lanza
hasta ahogarme en mi víspera.

La vida recela de mi dicha, mientras velo por mi amada, nuestra unión fue bendecida, sin llevar una carga pesada.
Yo la increpo adornando mi ira, mi mano la niega en bocanada, ¡Es que no acepta ser derrotada! Pues ese el final de toda victoria.
Por seguro en esta vida le sugiero no dar nada.

SE LLAMA VULVA

El idioma castellano es algo muy hermoso, como también lo es la anatomía humana en su conjunto. Ya he comentado en esta sección, durante un articulo que escribí en defensa del nudismo, que la maldad se encuentra en la mirada ajena. Todo el cuerpo, de pies a cabeza merece el máximo respeto y en ningún caso me parece motivo de vergüenza. Respecto al idioma, creo que todos y sobre todo el nuestro se encuentra plagado de palabras hermosas, muchas de las cuales se han dedicado al nombramiento de cada una de las partes del cuerpo; riñón, hígado, ojo... bueno creo que la lista es demasiado larga como para exponerla aquí. El problema es que cuando nos referimos a los órganos sexuales, nos encontramos con un montón de sinónimos absurdos y mal sonantes, con los que nos referimos a ellos, de manera constante; en lugar de Pene (Polla, Falo), en lugar de Testículos ( Huevos, Cojones...), todo esto en lo que al hombre se refiere, porque, cuando hablamos del sexo de la mujer, tampoco nos quedamos at…